Miles acompañan a la catrina por el centro histórico

Por Redacción

Este fin de semana la Catrina y el Catrín se pasearon por las calles del centro histórico de Mazatlán, que a su paso arrastró a una corte compuesta por tres espectaculares Calaveradas Catrinas de más de tres metros de altura imaginación del artista, Antonio Ríos. En punto de las 8 de la noche del sábado, la música de banda comenzó a cabalgar por las calles del Centro Histórico provocando euforia, risas, bromas y los rostros sorprendidos de niños, niñas, hombres y mujeres, abuelos y abuelas, turistas de ojos azules y verdes que encendidos alababan el colorido que Mazatlán y todo México saben darle a la celebración del día de muertos. Entre disfraces de brujas, esqueletos y uno que otro demonio, la procesión llevaba como ídolos a tres burros que cargaban barriles de cerveza para que la multitud asistente a la fiesta de los muertos. Entre batucadas, zanqueros, arlequines chocarreros, ruidosas comparsas de esqueletos rumberos y sobre todo, de mazatlecos y visitantes de otros Estados y naciones que asediaban felices sus tragos, Sudorosas y extenuadas por su larga marcha, las Catrinas Monumentales fueron abanicadas por sus súbditos, los burros cerveceros fueron exprimidos hasta la última gota por sus fieles acompañantes y absolutamente, nadie, ni siquiera el Alcalde de Mazatlán, Carlos Felton y su esposa, Silvia Treviño de Felton, dejaron de ser contagiado por el gran ánimo que la celebración arrancó. El teatro Ángela Peralta, marcó el punto final de la tradicional callejoneada del día de muertos.

Más en Cultura

Más en Cultura

PROGRAMAS

Futbol Femenil

NOTICIAS

Clientes